CPM acusa al Gobierno local de dar apariencia de normalidad pese a los procedimientos judiciales abiertos

Almansouri ha reconocido que en estos momentos no hay ningún procesado y es posible que todo “quede en nada”, pero pese a todo ha insistido en que “el dinero público no puede estar en manos de personas que están bajo sospecha”

Coalición por Melilla (CPM) ha rechazado las acusaciones de oportunismo lanzadas desde el Gobierno de Melilla por pedir la disolución de la Asamblea y elecciones anticipadas a consecuencia de los procedimientos judiciales abiertos, y le ha acusado de intentar dar “apariencia de normalidad”.

En rueda de prensa, la vicepresidenta segunda de la Asamblea, Dunia Almansouri, ha recordado que en estos momentos hay “muchos frentes abiertos”, como la Operación Tosca y la Operación Ópera, en las que el Juzgado de Instrucción número 4 de Melilla investiga los procedimientos de contratación pública de la Ciudad Autónoma.

“No se puede mirar a otro lado y no dar respuesta, los ciudadanos están alarmados y preocupados”, ha argumentado la diputada cepemista, para quien no se puede consentir que la Asamblea “siga funcionando como si nada hubiera ocurrido”.

Aunque Almansouri ha reconocido que en estos momentos no hay ningún procesado y es posible que todo “quede en nada”, pero pese a todo ha insistido en que “el dinero público no puede estar en manos de personas que están bajo sospecha” porque en la política “la honradez también se debe demostrar”.

Asimismo, ha negado que CPM esté siendo irrespetuoso con los ciudadanos pidiendo un adelanto electoral, ya que a su juicio la situación actual ha cambiado “drásticamente” respecto a la de 2011, cuando el PP ganó por mayoría absoluta.

Link: Agencia EFE / Infomelilla

Sé el primero en comentar

Dejar una contestacion

Tu dirección de correo no será publicada.


*